Parte contra el CV del 31-08 en HM Hospitales

¿Cuarta o Quinta ola?

Parece que los datos de la incidencia nos dan un respiro y siguen bajando. Ya estamos en 240 casos/100 mil habs lo que supone recortar casi 25 puntos en el fin de semana.

Además la incidencia a 7 x 2 ha bajado de 222 a 200 lo que nos permite cierto margen para seguir bajando estos días. Otros indicadores, como los pacientes sintomáticos ya ha bajado de 30 a 23/100 mil habitantes y por fin la tasa de positividad para el Covid ya ha bajado del 10% y se sitúa en el 9,4%.

Traigo esta foto a colación de este post, porque me preguntan frecuentemente que porqué hablo de la 4rta ola cuando todo el mundo habla de 5ta ola. Cuántas olas veis? No he encontrado que es exactamente una ola, pero en mi opinión lo que ocurrió después de Semana Santa simplemente fue un incremento de la incidencia por un incremento de las interacciones propio de la actividad vacacional. Y de estos incrementos ha habido muchos en muchos sitios y en muchos lugares.

En mi opinión, y a falta de criterio mejor, una ola es un incremento de los contagios de ámbito nacional de forma descontrolada, por una nueva cepa por ejemplo. Después de Semana Santa no llego a ocurrir algo así en ningún momento. De hecho subió la incidencia un poco fruto de ese incremento en los movimientos un par de semanas después y pasadas otras 2-3 semanas empezó a bajar.

El concepto me parece importante porque dado que tenemos que convivir con el Covid durante no sabemos cuanto tiempo, es importante evitar las olas. Las olas son las que se han llevado por delante más personas, nos han bloqueado el sistema sanitario y paralizado la economía.

Con el % de vacunación actual y el baño de inmunización que se han llevado nuestros jóvenes este verano, ya no deberíamos tener más olas. Salvo que entrará una cepa nueva resistente a la vacunación o que nos quedaramos sin anticuerpos de golpe que no es lo probable. Ambas cosas se ven venir y por tanto se puede hacer cosas para prevenirlas.

Lo demás, es la convivencia con este puñetero virus. Como convivimos con otros pero con la diferencia de que este es muy contagioso. Y si el VIH, por ejemplo, introdujo cambios en las relaciones sexuales, este virus por su vía de transmisión, debe de hacernos conscientes que determinados eventos sociales hay que tratar de reducirlos y controlarlos en la medida que sea posible hasta que tengamos vacuna 100% efectiva o tratamiento eficaz.

Es importante afinar e identificar cuando viene una ola de verdad y cuando viene un incremento en los contagios por el cambio de alguna rutina, por si hay que tomar medidas de restricción importantes o no.

De hecho es probable que unas semanas después de comenzar los colegios y volver a las rutinas habituales tengamos un pequeño movimiento al alza en la incidencia. Y será normal, no la sexta ola.

Buena semana

To Top