Parte contra el CV del 23-08 en HM Hospitales

De halcones y palomas.

Arranca la última semana de agosto.

Tras la tragedia acaecida en Afganistan (no por esperada es menos trágica) con la vuelta al poder de los talibanes y el éxito de la misión española, en nombre de todo el mundo civilizado que dió la espantada o simplemente no supo como hacerlo, las cosas van volviendo a su cauce nuevamente.

Mientras chinos y rusos van incrementando su poder a pasos agigantados, los americanos dan un paso atrás para centrarse en cosas más importantes para ellos, nosotros los europeos, nos rebozamos en alegatos mas propios de un sueño que de la realidad que vivimos. Así recogemos firmas, programamos movilizaciones y las instituciones europeas hablan de que no se les dará dinero mientras no respeten los derechos de las mujeres o que tendremos que sentarnos a negociar con ellos.

Como si necesitaran nuestro dinero o tuvieran alguna necesidad de llegar a algún acuerdo con nosotros una vez que, tras 20 años de contención, nos hemos ido y han tardado cuatro minutos en volver al poder. Yo no soy un experto en geopolítica pero creo que algo nos estamos perdiendo y ser un adalid de la moralidad y dedicarnos al flower power tiene su importancia entre palomas. Entre halcones hay que sacar las garras y no ir de Antoñita la fantastica.

Por aquí el Tribunal Supremo, tras las idas y venidas de los tribunales superiores de Justicia, parece que ya han dicho que NO definitivamente ni a los certificados covid como medida para limitar la entrada en bares y en restaurantes, ni a la vacunación obligatoria. Ya dijimos que algunos políticos rayaban en el ridículo al proponerlo o tratar de imponerlo.

Además algunas CCAA, la CAM por ejemplo, ya han adelantado la vacunación de los pacientes que han pasado la enfermedad de 6 meses a un mes y estamos a la espera de que la Agencia Europa del Medicamento se pronuncie sobre la pertinencia de una 3era dosis que cada vez se ve más oportuna y necesaria.

Me quedo con una noticia que he leido este fin de semana sobre los 3200 suicidios que han ocurrido en nuestro país en el último año. Frente a los 3000 personas que se ha llevado el Covid este verano pues no parecen tantos claro. Pero son 3200 dramas para los que se suicidan y para las familias que dejan aquí. A ver si en algún momento hacemos un estudio de casos por sexos, edades, situación familiar, etc y tomamos alguna medida para disminuir esa cifra.

Acaba agosto y seguimos peleando con la pandemia del Covid. Y hay que empezar a organizarse para la gripe….

Buena semana

To Top